Ni en las quinielas

Suricata

A las horas en las que en esta mañana de jueves ustedes divisen el estirado cuello de este humilde Suricata, muy probablemente ya sepamos algo de cómo queda el intercambio de cromos entre Pedro Sánchez y Pablo Iglesias para formar Gobierno.

| 25 julio 2019

Anoche, cuando servidor se retiró a su intrincada madriguera, Fomento seguía fuera de cualquier quiniela. Unidas Podemos ansiaba Hacienda, Trabajo, Igualdad, Justicia, Ciencia o una vicepresidencia; el PSOE admitía negociar sobre Vivienda, Turismo, Infancia, Sanidad, Educación... Pero sobre Fomento, nada de nada.

Es más, en los mentideros de la prensa generalista, lo que incluso se hablaba ayer era que José Luis Ábalos, además de ansiar también una vicepresidencia, lo que no quería ver ni en pintura era una cartera que tenga que ver con temas económicos, o sea, su Fomento casi que tampoco. Quién sabe.

Dicho esto, a servidor le resulta curioso que uno de los ministerios potencialmente generadores de mayor populismo y con mayor capacidad de vertebración social no haya aparecido en primera línea de esta opereta sobre qué competencias son más de izquierdas. Y no es que estemos pidiendo una ministra de Unidas Podemos para Fomento y con todo lo subsiguiente, es decir, un presidente de igual cuerda para Puertos, Renfe, AENA, Adif...

Este soliloquio no es más que la envidia de no verte en la pasarela cuando hay desfile de primera. Eso sí, no descarten a Fomento como ese socorrido premio de consolación. A última hora les aseguro que cómo mínimo rondará por la mesa.

Relacionadas

 
Opinión

A PALÉ

Navegando por internet el otro día desde mi madriguera me topé con el último videoclip de Rosalía de su tema “A palé”, que toma como escenario una terminal de contenedores. 

 
Opinión

Manos que dicen tanto...


¿No les pasa que la foto de apertura de la edición de hoy de Diario del Puerto les habla mucho más que si escucharan cien mil discursos? ¿No les sucede que esas miradas de los tres protagonistas de la imagen les cuentan más cosas que cien mil horas de declaraciones?