Invisibles

JAIME PINEDO Bilbao

Dicen que hay tres tipos de seres humanos: los vivos, los muertos y los que navegan. Esta columna va de los que navegan; concretamente de los marineros de buques mercantes, de esa llamada  “gente de mar” sin cuya contribución (con permiso de Malcom McLean, el inventor  del contenedor) jamás el capitalismo, la economía de mercado o la globalización hubiera alcanzado los niveles que ahora conocemos. Para bien o para mal.

| 16 junio 2020 - Actualizado a las 05:20h
Colaboradores necesarios y víctimas al mismo tiempo de un negocio “invisible” como el del transporte marítimo, alejado del ojo público, del escrutinio popular , los marineros han colaborado también con su esfuerzo no suficientemente reconocido, al aseguramiento de las cadenas de suministro globales durante las fases más críticas de la pandemia de Covid-19. Sin embargo, a este colectivo de trabajadores, del que el 40% mundial poseen la nacionalidad filipina, apenas le han llegado siquiera lo...

Para seguir leyendo hazte premium

Escoja el modelo más adecuado

¿Ya tiene una cuenta? Inicie sesión